domingo, 14 de octubre de 2018

El Juego de la Transformación y lo femenino...




 “Las mujeres somos como el corazón de la Tierra, nuestro latido es el impulso del alma. El despertar a la feminidad consciente florece al abrirnos y amar desde el corazón; desde ahí podemos ponernos a disposición de nuestra misión como seres equilibrados: transmitir conciencia a otras mujeres y hombres” 
Abuela Margarita


Hoy tuve el privilegio de Facilitar un Juego de la Transformación de 6 mujeres impresionantes y valientes de una familia, donde la creencia principal, es el hombre tiene un valor mayor que una mujer.

Para mi fue un gran desafío, pues cuando fue propuesto por la organizadora (a quién acompaño en un proceso de Counseling) juego entre sus 5 hermanas más ella. Inmediatamente el Árbol reclamó su derecho a estar presente y yo como dice mi mentora como soy muy obediente, le abrí las puertas su  árbol genealógico, poniendo su propósito de sanación como una parte del juego.

Fue maravilloso!!! Digo por enésima vez que me sorprendió (¡¡¡ siempre me sorprende ésta herramienta!!! nunca es igual, y siempre es enriquecedor, clarificador y completamente sabio)

Fue un verdadero privilegio poder ver la interacción de  estas maravillosas mujeres, con su árbol, sus creencias  y sus “deber ser” sus voces internas y toda estructura que está ahí desde hace 4 generaciones ... y mucho más.

Aún en este momento de volver a repasarlo me emociona y me dan ganas de cantar a la libertad, al poder femenino, a la abundancia, a la creatividad al amor... y para terminar de afinar este maravilloso, productivo y sanador día me encuentro con este artículo:


A menudo, cuando decimos que una mujer es femenina, estamos queriendo decir que se maquilla muy bien, que viste de “forma sexy” y se muestra suave con sus palabras y gestos. 

Tal vez esta visión de la feminidad corresponde a una etapa en que la mujer ha sido vista como objeto de deseo, definiéndose así en relación a su capacidad de seducción. Pero, conforme vamos madurando como mujeres y sociedad, ¿nos volvemos a plantear qué entendemos por feminidad? 
Quizás la feminidad está más bien en correspondencia con la sabiduría profunda, implícita e intuitiva que late en el corazón de la mujer. Por otra parte, parece que la feminidad también señala hacia la conexión con la tierra, con el cuerpo y con la dimensión afectiva de la vida.  

Tal vez la verdadera misión del femenino profundo es contribuir a la apertura del corazón masculino. Asimismo, parece innegable que el colectivo emergente de mujeres sabias y despiertas está siendo la fuente de inspiración en el seno de un “civilización amnésica”.     

Sea como sea, la feminidad no se puede asociar a un modelo ideal de mujer. Y si bien es cierto que durante mucho tiempo se ha asociado lo femenino con la condición biológica de la mujer, en realidad es una cualidad que cohabita junto con lo masculino, tanto en cuerpos de hombres como de mujeres. La feminidad, por tanto, no es ya sinónimo de ‘ser mujer’. 

Como mujeres, el hecho de tornarnos auto conscientes y conectar con las cualidades esenciales de lo femenino nos permite ir más allá de unos roles determinados. 


“No dejes que las percepciones limitadas te definan”
     Virginia Satir 



En mi casa después de una comida tardía, de tantas emociones, después de un trabajo en conjunto de 8 horas, de emociones, lagrimas, risas, descubrimientos, magias, y muchos milagros... ese árbol genealógico y ELLAS haciendo las paces. Respetando las enseñanzas de nuestros ancestros, con un café de tarde... saboreando paso a paso la reconstrucción de este maravilloso fin de semana, te invito a reflexionar:

¿Has hablado con tu árbol genealógico, reconoces y honras tu linaje? ¿sigues culpando a los padres, abuelos o tatarabuelos de lo que “no logras” “de tus carencias” ¿de tus relaciones no asertivas?...

Te invito a tener un encuentro con tu Sabio Interior...

M Patricia Garza Alejo
Terapeuta/Coach/Counselor


Visítanos y conoce, esta herramienta de El Juego de la Transformación...




entra a las páginas de: