martes, 21 de mayo de 2013

Te gusta dar Consejos?.....


Cuando vas algún tipo de terapia, y la gente es tu espejo.... y al repetir lo que tu le estás diciendo....(y te has pasado noches y noches buscando la respuesta)..... de repente hablándole a la persona te escuchas y ves tan claro lo que no habías podido ver?

¿Por qué resulta mucho más fácil ver la solución a los problemas de las otras personas en vez de encontrar las respuestas a los nuestros?....... 
 
Cuando se trata de los desafíos que enfrentan nuestros seres queridos, algunas veces observamos soluciones potenciales y queremos ayudar ,  para que ellos puedan disfrutar una mejor vida...... Cuántas veces has querido decir a un amigo: “¿No puedes ver que si sales de esta relación abusiva serías mucho más feliz?” o, “Has estado utilizando la misma táctica de negocios por años y continúa fallando, ¿no piensas que es tiempo de intentar un nuevo enfoque?”.

Ayer en América se celebró el día de los Psicólogos, y me puse a revisar las felicitaciones y palabras de tanta gente que se ha visto favorecida con terapia, y  he  pensando que, cuando estás con gente, y trabajas en acompañarlas que importante son las reglas y los protocolos.....pero.....cuando pasa el tiempo y a medida que vas viendo a más y más personas te das cuenta, que muchas veces, cuando ya estas hablando de corazón a corazón las cosas cambian, por eso me gusta tanto el counseling.....

También me encuentro con muchas persona que tienen un don especial, y me dicen es que la gente me busca y siempre me platican sus problemas”....

He sido una convencida, que el escuchar es un Don, pero la línea entre escuchar y aconsejar, es una una frontera tan delgada....que muchas veces debemos ir de puntillas.....para el beneficio de los demás y el propio....entre mis búsquedas encontré este artículo que ahora les comparto, gracias a todas las personas, que se dedican a escuchar y acompañar....tener ese maravilloso Don es muy gratificante y también una gran  responsabilidad.....

Por eso te comparto esto, pues muchas veces te vendrán a preguntar y disfrutarás de ese don de escucha que tienes, pero a  veces hay que tener cuidado.....al ir repartiendo nuestros consejos (quizás nos han ayudado a nosotros pero....) 
 
Las dos leyes de dar consejos....
  1. Una persona da un consejo sólo cuando se lo piden.
  2. El consejo puede ser dado cuando puede ser correctamente recibido. Esto significa preguntarnos a nosotros mismos.... ¿Esta persona está en una posición en la cual se siente realmente lista para escuchar esto? ...¿Existe una forma de decirlo sin herirlo? ….¿Debería esperar hasta que esté en un mejor estado de ánimo?
Una de las más grandes restricciones de nuestro maestro decirles a los demás lo que necesitaban cambiar....quizás podamos ver todas las soluciones. Pero al hacer esa restricción, tenemos algo mucho más poderoso que un consejo. Tenemos la Luz para enseñarles a descubrir las respuestas por ellos mismos.
Sin importar cuánto amemos a una persona, no podemos pelear sus batallas. Lo que podemos hacer es darles Luz. Podemos ser pacientes y amorosos, ofrecerles un hombro en el cual llorar y un oído para escucharlos cuando más lo necesiten.
Nuestro amor puede inspirar el cambio mucho más que cualquier consejo que deseemos impartir.
 Esto no quiere decir que no habrá momentos en los que una intervención será necesaria, o instantes en los que sea verdaderamente correcto compartir ideas que puedan ayudar a alguien en su camino.
 Incluso en esos momentos, es la Luz que compartimos la que los asistirá para que se eleven por encima de los desafíos, no nuestras palabras

Yehuda



Hoy te invito un Te o infusión....y agradeciendo los Dones con que el Universo nos ha dotado a cada uno, te invito a hoy.....ir repartiendo esas sonrisas ….que muchas veces son más reparadoras que las palabras......un abrazo que no tiene límite en las demostraciones de cariño y apoyo.....que tengas un día fantástico..... un corazón tocando muchos corazones.....Feliz Día....